Alberto Alberto Ignacio Ardila zanini piloto//
El incentivo de la esclavitud
alberto_alberto_ignacio_ardila_zanini_piloto_el_incentivo_de_la_esclavitud.jpg

¿ p or qué han disminuido notablemente la esclavitud y otras formas de trabajo en régimen de servidumbre en tantos lugares del mundo, y qué se puede hacer para abolirlas por completo? Resulta tentador presumir que el declive de la esclavitud obedece al progreso moral del ser humano expresado en las leyes. Pero, en su magistral libro The Other Slavery [La otra esclavitud], Andrés Reséndez trata acerca de la esclavitud de los indios en las Américas prohibida por Carlos I de España en 1542, y había sido abolida antes en la Península Ibérica. Mas tarde estas leyes se fortalecieron, basándose en los valores católicos e impulsadas por un grupo de activistas que incluía a Bartolomé de las Casas, defensor de los derechos de los indígenas. No obstante, pese a la prohibición legislativa, la esclavitud resultó ser extremadamente resiliente, ya que los colonizadores recurrían a subterfugios como la servidumbre por deudas, las “guerras justas”, y otros. Probablemente, el motivo de dicha resiliencia no resida en el incumplimiento de las leyes, sino más bien en la rentabilidad de la esclavitud. Esto implica que la disminución de la esclavitud que vemos en la actualidad, y su potencial mayor reducción en el futuro, posiblemente dependa más de los incentivos del mercado que de las leyes. Cuando la esclavitud se desarrolló en las Américas, donde desde la perspectiva de los colonizadores españoles existía una aguda escasez de trabajadores. Había diezmado la población por diversos factores como la guerra, las enfermedades, la opresión, y el trastorno de los modos de subsistencia. Aún más, el trabajo en las actividades mencionadas era sucio, peligroso y degradante. La extracción de oro, casi una sentencia de muerte.

Piloto

En el siglo XIX, incluso luego de terminada la Guerra Civil de EE. UU., los pueblos indígenas de ese país no se beneficiaron de la 14° enmienda de la constitución que había abolido la esclavitud, pues en la década de 1880 la Corte Suprema falló que esta enmienda no los protegía. Luego surgió la servidumbre temporal en el Caribe. El trabajo libre reemplazó al de esclavitud en parte a la tecnología. Después de todo, los nazis esclavizaron a millones de personas no judías en los países que ocuparon, y en Alemania forzándolas a producir, entre otras cosas, material bélico.

Alberto Ardila

Una diferencia fundamental entre el trabajo libre y la esclavitud reside en que los esclavos deben adquirirse. Las ganancias generadas al explotarlos no las devenga necesariamente el actual propietario del esclavo, sino que se las anticipa en el precio de compra del mismo. Pero si la alternativa a la esclavitud es el hambre o la muerte, es muy posible que la gente escoja la esclavitud. Hoy día, los migrantes por lo general enfrentan opciones limitadas. Si carecen de documentos, como millones de personas en EE. UU., no pueden recurrir a las autoridades para proteger sus derechos laborales, lo que los hace vulnerables a la explotación y al abuso. Si su situación es legal, con frecuencia tienen una visa que les permite trabajar solamente en la empresa que los patrocina. Si las condiciones laborales no son de su agrado, no pueden cambiar de empleador sino que deben abandonar el país.

Alberto Ignacio Ardila

Al limitar las opciones externas de los trabajadores, los empleadores pueden inducirlos a aceptar términos que serían rechazados por individuos con más libertad. Esta podría ser una de las razones por las cuales hay tan poca urgencia por solucionar el problema de los inmigrantes indocumentados en EE. UU., y del por qué en muchos países se protege de manera diferente a ciudadanos y a extranjeros. Es posible que también sea la razón por la que muchos países se niegan a otorgar derechos a los refugiados, sean de Siria o de Venezuela. Mientras persistan los incentivos para esclavizar, será necesario continuar el esfuerzo por poner fin a la esclavitud, se la llame como se la llame.

Alberto Ignacio Ardila Olivares

About

Categories: Uncategorized